Visor de contenido web Visor de contenido web

Actualidad

Publicador de contenidos Publicador de contenidos

Atrás

Primera reunión de la Mesa de Energía para trabajar conjuntamente con las comarcas en la prevención de la pobreza energética

José Ignacio Asensio ha declarado que hay que trabajar sobre todo en tres aspectos fundamentales: en el ahorro y la sostenibilidad energética, en el avance de las energías renovables y en conseguir un aspecto más social en el negocio de la energía

06·03·2017


Primera reunión de la Mesa de Energía para trabajar conjuntamente con las comarcas en la prevención de la pobreza energética

El Diputado de Medio Ambiente, José Ignacio Asensio ha presidido esta mañana la primera reunión de la Mesa de Energía Mesa Territorial de Energía Sostenible y Pobreza Energética de Gipuzkoa.a la que han asistido representantes de las agencias de desarrollo comarcales de Oarsoaldea, Urola Erdia, Tolosaldea Garatzen y Debegesa que forman parte del mismo. Este órgano sumará la acción de las diferentes mesas comarcales entre sí con el plan de acción foral que se firmó en julio del año pasado junto con las agencias de desarrollo comarcales para realizar acciones de impulso, dinamización y desarrollo del Plan de Energía de sus respectivas comarcas.

La Mesa tiene carácter de órgano consultivo, asesor y de concertación y participación de las administraciones, instituciones, agentes sociales y empresariales vinculadas a la energía sostenible y a la pobreza energética en Gipuzkoa. Se encargará de la elaboración, desarrollo y evaluación de las estrategias conjuntas que permitirán definir las políticas y líneas de actuación que tienen como finalidad la reducción de la pobreza y de la dependencia energética, y de ayudar en la transición hacia un modelo energético sostenible en Gipuzkoa desde el punto de vista social, ambiental y económico.

Los indicadores de pobreza energética están poniendo de relieve la importancia de los aspectos sociales y económicos de la energía más cercanos a la ciudadanía. Asensio ha subrayado que la energía es un bien básico y que el acceso a la misma por parte de todas las personas de nuestro territorio debería de producirse en “otras condiciones” que las que permite el actual modelo energético.

“La ciudadanía está reclamando a sus instituciones más cercanas que tomen parte en la solución del problema energético. Los Ayuntamientos de Gipuzkoa y sobre todo las agencias comarcales nos han pedido ayuda técnica y económica a la Diputación Foral de Gipuzkoa. Sobre todo para trabajar en tres aspectos fundamentales: el ahorro y la sostenibilidad energética, el avance de las energías renovables para que tengan cada vez más peso en nuestro mix de energía y por último, para que el negocio de la energía tenga un aspecto mucho más social”, ha afirmado el Diputado.

Esta Mesa, adscrita al Departamento de Medio Ambiente, inicia su andadura con las comarcas de Urola Erdia, Debabarrena, Oarsoaldea, Tolosaldea y Urola Garaia que ya cuentan con sus respectivos planes comarcales de energía en coherencia con la planificación foral y que estarán representadas por las agencias de desarrollo económico comarcal que son las que impulsan y coordinan dichos planes de acción local y comarcal en la materia.

 

Asensio ha explicado que el Departamento está trabajando conjuntamente con las comarcas para que elaboren sus propios planes de acción en materia energética, contando para ello con la colaboración de las agencias de desarrollo económico comarcal (impulsoras y coordinadoras), la de los ayuntamientos, la de las agencias de desarrollo rural y, en algún caso, la de algunas asociaciones ciudadanas. Con este fin, se reúnen en torno a las mesas comarcales de energía, foros de participación en los que el Departamento también está presente.

El Diputado de Medio Ambiente considera imprescindible que las entidades locales (Diputación, ayuntamientos y otros entes locales) trabajen conjuntamente en el impulso de una estrategia común en materia energética que implique a los consumidores (hogares urbanos y rurales, pymes de todos los sectores, pequeño comercio, servicios públicos, etc.). Una estrategia que, desplegada a través de diversos planes de acción desarrolle plenamente las medidas que se pueden acometer para reducir la pobreza y vulnerabilidad energética: medidas preventivas para la mejora de los hábitos de consumo y de la eficiencia de los edificios, instalaciones, equipos, vehículos, etc y medidas transformadoras como iniciativas colectivas y públicas que propicien proyectos con una distribución equitativa de rendimientos como la planificación y acción en materia de energía a escala local-comarcal, cooperativas energéticas, generación para autoconsumo en base a energías renovables, etc.

 

“Han de surgir sinergias que nos permitan diseñar y desarrollar conjuntamente en nuestro ámbito territorial infinidad de proyectos en materia de energía que nos ayuden a propiciar un cambio hacia un modelo energético sostenible, con una reducción y prevención de la pobreza energética de la sociedad guipuzcoana, una menor dependencia energética, niveles progresivamente más bajos de emisiones de CO2 en alineamiento con las políticas de lucha contra el cambio climático y, además, sirva de activador de las economías locales en materia de provisión de bienes y servicios”, ha señalado Asensio.